"Dicen que a lo largo de nuestra vida tenemos dos grandes amores; uno con el que te casas o vives para siempre, puede que el padre o la madre de tus hijos... Esa persona con la que te casas o vives para siempre, puede que el padre o la madre de tus hijos... Esa persona con la que consigues la compenetración máxima para estar el resto de tu vida junto a ella...
Y dicen que hay un segundo gran amor, una persona que perderéis siempre. Alguien con quien naciste conectado, tan conectado que las fuerzas de la química escapan a la razón y os impedirán, siempre, alcanzar un final feliz. Hasta que cierto día dejaréis de intentarlo... Os rendiréis y buscaréis a esa otra persona que acabaréis encontrando. Pero os aseguro que no pasaréis una sola noche, sin necesitar otro beso suyo, o tan siquiera discutir una vez más... Todos sabéis de qué estoy hablando, porque mientras estábais leyendo esto, os ha venido su nombre a la cabeza.
Os libraréis de él o de ella, dejaréis de sufrir, conseguiréis encontrar la paz (le sustituiréis por la calma) pero os aseguro que no pasará un día en que deseéis que estuviera aquí para perturbaros. Porque, a veces, se desprende más energía discutiendo con alguien a quien amas, que haciendo el amor con alguien a quien aprecias..."

Paulo Coelho.

De carpe diem va la cosa...


Va, somos jóvenes, quizás en algunas ocasiones demasiado, pero jóvenes o no, ¡VAMOS A DISFRUTAR! ¡Vamos a aprovechar el momento! Intenta ver más allá de la rutina, más allá de las tonterías, las cuales les damos mucha importancia, y aprende a comprender que dejarán de tener valor ¿Estás pasando un mal rato? ¡No hay mal que dure cien años! No es difícil de entender, es difícil de mantener. Pero yo ahora, voy a ser FELIZ, con mis más y con mis menos, pero FELIZ, como siempre he intentado. Dicen que la felicidad no es una meta, sino un estilo de vida...pues bien, éste será el mío. Porque tengo demasiadas cosas que agradecer, muchos motivos por los cuales sonreír, porque no me puedo quejar de nada muy seriamente, porque hay gente que siempre está ahí, que me quiere y me apoya... Porque hay que ver lo bueno, y lo bueno de esto es EL MOMENTO. No quiero que pase rápido, ¡no! Porque sé que cuando quiera que pase lento, no lo hará, así pues, ¡DISFRUTEMOS!

11 comentarios:

Noa dijo...

Para comenzar, tu inicio de ese escrito me ha tocado hondo. Y tu entrada... me ha animado. Gracias.

Teresa dijo...

Las gracias las tengo que dar a ti por comentarme, de verdad gracias :) Carpe diem! ^^

Mar dijo...

¡Me gusta mucho tu blog! :) Me pasaré a menudo.
Gracias por dejar un comentario en el mío.
xx

Teresa dijo...

Graciassss ^^ Es que el tuyo está genial ^^

LOBEZNA dijo...

Cuando puedas, pásate por mi blog. Gracias y un saludo.

María Román. dijo...

¿Ya sabes lo que pienso de como escribes no? Tienes un premio por mi blog:$ <33

Teresa dijo...

Aiiiiiiiiiiii que monas vosotras :$ graaaaaaaacias en cuanto pueda os publico los premios :)

Agus † dijo...

Me llego muchisimo tu entrada, en especial el principio y esta parte "¿Estás pasando un mal rato? ¡No hay mal que dure cien años!". Es algo que me repito a menudo pero me cuesta darlo por hecho.
Obviamente te sigo y mil gracias por pasarte♥

Teresa dijo...

Créetelo, es así! muchas gracias de verdad :$

Irene dijo...

Tienes razón, me gusta tu positivismo, tu forma de pensar. Te admiro si eres capaz de hacerlo, pero por qué no intertarlo?! Hoy me has animado y alegrado el día. Por cierto hermoso blog, ya te sigo^^

Teresa dijo...

graciaaaaaaaaaaaas :) Lo hago lo hago, al menos la mayoría de las veces, aunque siempre hay algún que otro bajón, pero oye, "La felicidad no es una meta, sino un estilo de vida" Muchas gracias, ahora me paso por el tuyo!